miércoles, 1 de junio de 2016

Las hormigas y la renta basica universal


El año pasado se publicó un articulo científico que destruía el mito de la laboriosidad de las hormigas. Después de estudiar el comportamiento individual de cientos de hormigas durante meses, descubrieron que solo un 75% de las hormigas hacen algún trabajo mientras que el 25% restante no hacen nunca ningún trabajo útil para el hormiguero.


Todavía se desconoce cual es la razón de esta inactividad,  lo que nos permite especular sobre cuales son los motivos de esta ociosidad. Tener el 25% de los individuos ociosos es una perdida de eficiencia. El hormiguero dedica recursos a mantener a unos individuos de los que aparentemente no obtiene nada. Esto me parece sorprendente ya que los seres vivos no suelen desperdiciar inútilmente recursos. La ociosidad de las hormigas debe proporcionar alguna ventaja evolutiva ya que de lo contrario habría desaparecido al no poder competir frente a hormigueros sin hormigas ociosas.¿Que utilidad podrían tener las hormigas ociosas?

Supongamos que por una mutación surge un hormiguero sin hormigas ociosas. Todos los individuos trabajan. Por lo tanto realizan un 33% mas de trabajo. Recogen un 33% mas de comida, cavan  un 33% mas de túneles etc etc.  Sin embargo siguen consumiendo lo mismo, por lo que tienen un excedente. ¿Que hacen con el? Pues lo único que pueden hacer con el es dedicarlo a crecer.  A aumentar el tamaño del hormiguero y el numero de hormigas.. A crear nuevos hormigueros, a expandirse.

Pero los nuevos hormigueros seguirán teniendo en mismo problema... producen mas de lo que consumen. Tiene excedentes  que solo pueden dedicar a seguir creciendo.  No pueden seguir creciendo de manera indefinida ya que los recursos son limitados. De acuerdo a la ley de rendimientos decrecientes, cuanto mas explotados estén lo recursos, mas difícil resulta aumentar la producción. Cada  vez las hormigas tienen que buscar alimento mas lejos, recurrir a alimentos mas difíciles de obtener o cavar galerías mas profundas. Así que el hormiguero solo crecerá hasta que el trabajo extra realizado se vea compensado por una perdida del rendimiento. Pero en este nuevo equilibrio, el hormiguero sera mayor y habrá un mayor numero de hormigas... así que en principio podría desplazar a los hormigueros con hormigas ociosas. Pero vemos que esto no ha ocurrido.Asi que podemos deducir que los hormigueros ociosos han vencido a los no ociosos.¿Por que?

Sigamos especulando.... El aumento de las hormigas, ejerce una presión sobre el ecosistema y sobre los recursos que explota. Esto ocasiona una caida de los recursos disponibles... lo que a sus vez reduce el tamaño del hormiguero. Se establecen dinámicas cazador-presa, con sus grandes y periódicas variaciones.

El hormiguero tiene fases de crecimiento exponencial hasta acaparar los recursos...seguido de bruscos decrecimientos al agotarlos.
No parece una situacion muy agradable para las hormigas; crecer a toda costa... para luego morirse de hambre y otra vuelta a empezar. Ademas se corre el riesgo de que en una de las caídas se llegue a cero y se acabe con el hormiguero. El "objetivo" no es ser muchos o crecer mucho, sino perpetuar la especie y transmitir los genes. La existencia de grandes y bruscos cambio supone un peligro para la supervivencia de la especie.
¿Como evitar las dinamicas depredador- presa?  Pues regulando el crecimiento de la población. Y la manera de conseguirlo es eliminando los excedentes producidos.

Las hormigas ociosas realizan una gran labor para el hormiguero:
Eliminar los excedentes del trabajo.

De esta manera se evita el crecimiento de la colonia y se consigue una situación estable que consigue escapar de las perniciosas dinámicas cazador-presa. Que haya hormigas ociosas,  no supone una carga de trabajo extra sobre las trabajadoras. Sin las hormigas ociosas, las trabajadoras trabajarían lo mismo, en la fase de crecimiento... y morirían de hambre en la fase de decrecimiento.

Regulando la proporción de hormigas ociosas, se puede conseguir que las población de hormigas permanezca estable sin experimentar cambios bruscos y adaptándose a los recursos disponibles.

Aunque resulte paradójico y anti-intuitivo la presencia de las hormigas ociosas están evitando los periodos de escasez de alimentos y las hambrunas.

¿Que lecciones podemos extraer de todo esto?

Pues en primer lugar  y mas importante que las hormigas molan:




También nos muestra la importancia de los individuos ociosos y su imprescindible labor en la sociedad. Las crisis que estamos sufriendo no se deben a la falta de trabajadores... sino a la falta de ociosos y la idea de que "sacar al país de la crisis a base de trabajo" es completamente errónea.Lo que faltan en nuestra sociedad son personas ociosas, gente que no trabaje y se dedique a consumir los excedentes del trabajo de los demás. La manera mas sencilla y eficiente de conseguir aumentar el numero de ociosos es mediante la renta básica universal.



14 comentarios:

Víctor García dijo...

No solo es un argumento en favor de la renta básica también en favor del reparto del trabajo, limitación de jornadas, más vacaciones y eso.

Digamos que para regular nuestros excedentes y nuestro consumo, crecimiento deberíamos regular nuestro nivel de ociosidad. En la medida que aumenta nuestro nivel de productividad debería de aumentar también nuestro nivel de ociosidad en términos generales.

Anónimo dijo...

Interesante reflexion,

No obstante no somos hormigas, las hormigas solo comen, el ser humano crea necesidades por tanto no tiene por que haber exceso de produccion. Se pueden producir servicios de forma ilimitada e igualar la produccion con la demanda.

En una economia dinamica todo el mundo puede trabajar porque hay consumo y demanda. Este modelo es insostenible si se basa en consumo de bienes materiales pero no si se basa en servicios.

Otra cuestion es si queremos trabajar 40 horas a la semana para tener mas capacidad de consumo o si preferimos tener mas tiempo, historicamente se ha optado por trabajar los maximo para consumir lo maximo, pero quizas esto cambie en el futuro.

Anónimo dijo...

Me parece que coges el rábano por las hojas.

las hormigas no siguen una dinámica de depredador-presa porque solo una de ellas se reproduce: la reina.
Se podrían morir todas las demás y la colonia sobreviviría. La reina pondría huevos, de los que saldrían hormigas y empezarían a alimentar a la reina , que pondría huevos .....

No conozco el caso de las hormigas en profundidad pero supongo que la reina debe "darse cuenta" de que hay hormigas ociosas y baja el ritmo de puesta de huevos.
Esas hormigas ociosas pueden muy bien ser reserva para cuando se necesite trabajo extra, como haber encontrado una fuente de alimento grande o tener que defender el hormiguero frente a una agresión.
o simplemente pueden estar ociosas porque no hay nada que puedan hacer: ni enemigos con los que luchar ni alimento que traer en el rango de acción de una hormiga.
Puedes ver videos en internet donde hormigueros caseros crecen y crecen en tanto en cuanto les proporciones alimento y sitio hacia donde crecer (mas cajas-hormiguero).

Así que relación con renta básica, poca.
Mas alla de la que quieras rebuscar!

R dijo...

Excelente artículo Alb, una reflexión interesante.
- Cómo dice Victor equivale a repartir el trabajo. Y es más justo.
- Anónimo 2. Alb ha puesto el ejemplo de un sistema natural sin alteraciones externas. El tamaño de la colonia y lo que crezca no influye, importan las proporciones que se dan en los componentes. Las reinas son parte del mismo sistema, si las obreras caen puede que las reinas no sobrevivan o sean vulnerables a otra colonia más equilibrada. Es la selección natural, algo que parece inútil siempre tiene una ventaja.
- Anónimo 1. Hay quienes no pueden consumir y quién puede pero no lo hace. Si pocas personas se reparten el excedente no van a comer millones de veces, ni comprar millones de casas, ni..., lo más probable es que inviertan en burbujas. La economía acaba gripándose, baja el consumo, bajan los beneficios, bajan las inversiones,... Pasa cuando las desigualdades crecen excesivamente.
- No vamos a repartir trabajo, vamos en sentido contrario, aumentar la productividad por la vía de trabajar más y cobrar menos. Todas las reformas desde la crisis van en esa dirección, competir incrementando la desigualdad. Lo que provocará a la larga más paro y más desequilibrios. Y con la IA y los robots llamando a la puerta se acelerará el problema.
- Para mantener el excedente de la colonia ya encontraron varias soluciones, dar créditos que no se iban a devolver sin límite para que comprara cosas, la obsolescencia programada,...
- Ahora se mantiene por medio de las inyecciones del bce y de la reserva federal, que serán insuficientes a largo plazo, sobre todo porque ese dinero no llega al ciudadano-consumidor, ni se invertirá en sectores intensivos en trabajo, acabará alimentando burbujas.
- El reparto se hace subiendo impuestos a clases medias para los que no pueden consumir y para rescatar bancos y empresas en quiebra. Pero el excedente no está ahí, está en muchas multinacionales, en las burbujas y en las grandes fortunas.
- A estos no se les va tocar, no van a aceptar repartir para que funcione la economía. Por tanto se aplicará la solución tradicional, que los que no pueden consumir se cabreen, acaben imponiéndose nacionalismos, dictaduras,... y que se solucione el desequilibrio económico con guerras, hambre,... La solución tradicional.
- Desde hace tiempo pienso que el sistema económico debería aproximarse a una curva de reparto de la riqueza y del trabajo que sea óptima para mantener un crecimiento sostenido, sin grandes crisis. La ciencia acabaría con la política, que no serían más que forzar desequilibrios.



Bernardo Robles dijo...

No me creo las conclusiones del artículo sobre las hormigas. Yo tengo colmenas, no se comportan así en absoluto. De hecho cuando vienen vacas flacas matan sin piedad a todos los zánganos de la colmena. Yo creo que si han observado esto en algún hormiguero sera por alguna circunstancia que no llegan a controlar y porque no han observado el tiempo suficiente. La analogía valida para una colonia de insectos es un organismo completo,no una sociedad. A partir de ahí todas las deducciones creo que no tienen ningún sentido

Bernardo Robles dijo...

No me creo las conclusiones del artículo sobre las hormigas. Yo tengo colmenas, no se comportan así en absoluto. De hecho cuando vienen vacas flacas matan sin piedad a todos los zánganos de la colmena. Yo creo que si han observado esto en algún hormiguero sera por alguna circunstancia que no llegan a controlar y porque no han observado el tiempo suficiente. La analogía valida para una colonia de insectos es un organismo completo,no una sociedad. A partir de ahí todas las deducciones creo que no tienen ningún sentido

Anónimo dijo...

Bernardo. Cuando vienen vacas flacas da igual cómo reaccionen, se trata de que no se produzcan las situaciones de vacas flacas y caos

Bernardo Robles dijo...

Lo que quiero decir es que las colmenas no mantienen individuos ociosos. Cuando no son necesarios y suponen una carga para la colmena son eliminados. No se por que razón las hormigas habrían de funcionar de forma diferente. Lo que creo es que han observado un comportamiento de un hormiguero en particular durante un periodo de tiempo pequeño y eso no significa nada. Pregunta a un apicultor, después de 30 años con colmenas siguen aprendiendo y les sigue sorprendiendo sus comportamientos. Que haya taal porcentaje de hormigas inactivas debe tener otra explicación.

Alb dijo...

Leyendo los comentarios creo que con este articulo he dado en el clavo. No porque lo que diga sea correcto, que seguramente no lo sea, sino porque hace reflexionar y replantearse las cosas. Una indicio de ello, es que la reacción de los lectores esta dividida: unos lo consideran interesante e iluminador mientras que otros consideran erroneo y estupido.

Aprovecho para señalar algunas cuestiones.
El tema de las hormigas ociosas no esta nada claro. Es un primer estudio y por tanto muy limitado. No esta claro que existan hormigas ociosas, que este sea un comportamiento generalizado y mucho menos cuales son las causas.

Es evidente que existen enormes diferencias entre las hormigas y los humanos. Y que las conclusiones obtenidas con las hormigas no son directamente aplicables a los humanos.
Pero eso no impide que podamos hacer analogias e intentar aprender algo de ello. Defender la RBU apoyandose en la ociosidad de las hormigas es equivalente a la defensa de la importancia del trabajo y el ahorro en la fabula de la Cigarra y la hormiga.

Lo que mas interesante me parece del tema, es como eliminar los excedentes del trabajo. Es un problema interesante y la mayor parte de la gente no es consciente de que es un problema.

R dijo...

Se habla muy poco de este problema y de cómo tratarlo, la crisis se trata como un fenómeno natural. El ejemplo está muy bien para simplificarlo. Si se confirma lo de las hormigas sería impresionante que la evolución haya llevado a esto.

Me dejé otra forma de reparto que está en marcha, la expropiación con tipos negativos.

Molari dijo...

Las razones de mantener a un 25% ocioso, me parecen bastante plausibles las ideas que ha lanzado Bernardo, de que quizá sean una fuerza de reserva para momentos de necesidad: un ataque externo, muerte repentina de una gran parte de la colonia, o hallazgos de nuevas fuentes de alimentos que requieran de una rápida expansión para ser aprovechados antes que otras colonias, por ejemplo.

En cualquier caso, sigue siendo realmente curioso que haya esas diferencias de comportamiento ¿Porqué un 3% trabajan constantemente mientras que la gran mayoría lo hace solo parcialmente y otras nunca? Va contra la idea intuititva que solemos tener de las hormigas como una especie de clones autómatas. Porque el efecto sobre el agotamiento de los recursos del ecosistema se podría regular igualmente aumentando o reduciendo el tiempo de inactividad del total de las hormigas.

Aplicado a los humanos, el 25% es la renta universal, pero se podría llegar a los mismos resultados con la reducción del número de horas trabajadas por cada individuo, que es lo que apuntaba Victor.

Anónimo dijo...

La solución más simple sería convertirse en hormiga. Bueno, el que quiera,claro.

Anónimo dijo...

No se cómo eligen las hormigas a las ociosas o a las laboriosas. Lo que sí se es lo que ocurriría si los humanos nos pusiéramos a ello.

Anónimo dijo...

Si hubiesen hecho ese estudio en humanos el resultado seria que el 95% de los sujetos no pegan un palo al agua, ociosos totales, y mas si se fijan en profesiones como politicos, coach varios, esteticistas y mil una profesiones mas. Ese 25% de hormigas ociosas tal vez estaban organizando, gestionando, trasmitiendo ordenes de la realeza, etc, vendrian a ser los nobles de una sociedad medieval, lo que en nuestra sociedad serian escrivas, informaticos, capataces, policia, jueces, reacaudadores de impuestos, burgueses, rentistas, inversores de futuros , bankeros ....
Para mi gusto siempre es deseable que en una sociedad esten representados los vagabundos, exploradores, "gentes de mal vivir" y esos locos que van con un diavolo y una antorcha amenizando las calles y plazas, no todo el mundo deve actuar como la masa del rebaño, sin gente que se plantease "¿que hago yo cargando con esta roca?. ¿por que obedezco?? ¿por que sigo a los demas ?? "
En mi modesta opinion sin gente que se pare y empiece a mirar el mundo desde otra perspectiva, aun estariamos habitando en cabernas o quizas saltando de rama en rama de un arbol a otro. Las hormigas "ociosas" puede que sean muy necesarias, quizas las mas inteligentes, como dijo un sabio amigo mio ""Si no sirves para nada en esta vida, dedicate a trabajar "" .